GEFOR
Galería de imágenes:
Balamuthia spp.
Home Quienes somos FAQs Estatutos Fotos Consensos Novedades Buzón de contacto Links Encuestas Residentes Becarios Docencia Socios Colaboradores
SEIMC

Balamuthia spp:

Esta ameba pertenece a los protozoos que se denominan de "vida libre" puesto que son capaces de sobrevivir y replicarse en el medio ambiente sin necesitar un hospedador. Se han reconocido cuatro géneros capaces de producir enfermedad humana: Naegleria, Sappinia, Balamuthia y Acanthamoeba. Estas infecciones son infrecuentes pero pueden producir enfermedad severa, principalmente con afectación del sistema nervioso central (SNC).

Epidemiología. Se han descrito a nivel mundial unos 150 casos de encefalitis amebiana por balamuthia. El organismo se encuentra en la tierra y se postula que la transmisión ocurre por inhalación o mediante inoculación cutánea directa. Posteriormente la infección se disemina por vía hematógena al SNC o posiblemente a través del nervio olfatorio. También se ha descrito la transmisión mediante trasplante de órgano sólido.

Clínica: La infección afecta tanto a inmunocompetentes como a pacientes inmunocomprometidos. Las manifestaciones clínicas son similares a las producidas por Acanthamoeba. Se asocian con una meningoencefalitis crónica progresiva denominada encefalitis granulomatosa amebiana (EGA). La infección también suele ser progresiva y mortal. La infección también puede producir lesiones cutáneas granulomatosas.

Diagnóstico: Se debe realizar inmunofluorescencia indirecta de muestras de tejido cerebral fijadas con formalina. Las amebas no se visualizan en el LCR, pero pueden identificarse en muestras histológicas (cerebrales o cutáneas). La serología puede utilizarse para el diagnóstico y para los estudios de seroprevalencia. Las técnicas de PCR no están disponibles de forma convencional. En las pruebas de imagen del SNC se pueden objetivar imágenes sugestivas de leptomeningitis, zonas de hemorragia y lesiones ocupantes de espacio.

Tratamiento: La mortalidad de esta infección es elevada, y los datos sobre el tratamiento muy escasos. Existen casos aislados tratados con pautas combinadas con resultados favorable (pentamidina, sulfadiazina, fluconazol y claritromicina/flucitosina y fenotiazinas). No se han obtenido resultados favorables con anfotericina B.


La difusión del conocimiento científico de este sitio web así como su gestión y mantenimiento es posible gracias a la publicidad en ella contenida.

Quiste de B. mandrillaris.
Fuente CDC

Quiste de B. mandrillaris.
Fuente CDC

Quiste de B. mandrillaris.
Fuente CDC


© GEFOR Julio 2011

La información proporcionada por GEFOR ha sido planteada para apoyar, no reemplazar,
la relación que existe entre un paciente / visitante de este sitio web y su médico